Los frigoríficos detuvieron la suba de precios al constatar que los ganados no aparecen.

El mercado de haciendas para faena confirma la tendencia de estabilización, después de 10 semanas de subas constantes, con aumentos semanales que llegaron a ser de U$S 0,10 por kilo y más de una semana a la otra.

Desde la semana anterior se visualizaba un mercado más equilibrado, dijo en entrevista con Agronegocios Sarandí el vicepresidente de la Asociación de Consignatarios de Ganado (ACG), Diego Arrospide.

La demanda ya no presiona tanto por la oferta, “porque ya no es un tema de precios sino de que no hay ganados prontos. La faena sigue siendo buena, de todos modos”, destacó el consignatario.

En la semana del 30 de junio al 6 de julio, se procesaron 37.118 bovinos, 7,6% menos que en la misma semana del año pasado, según datos del Instituto Nacional de Carnes (INAC).

Los precios

En este marco, los precios de referencia son muy similares a los de la semana pasada. El novillo se mantuvo a U$S 4,03, la vaca a U$S 3,84 y las vaquillonas a U$S 3,95.

Los precios de punta también siguen siendo casi los mismos de la semana anterior, los mejores novillos pueden llegar a U$S 4,10, las vacas a U$S 3,90 y las vaquillonas a U$S 4 por kilo a la carne.

“La oferta de ganado no es mucha, con los temporales hubo que sacar los ganados de praderas y verdeos, y ahora volvieron a entrar. Se adelantan mucho, pero no visualizamos cambios en el mediano plazo. Creemos que va a salir ganado más sobre fin de mes”, estimó el empresario.

También señaló que algunas plantas frigoríficas importantes empiezan a cerrar y a enviar a trabajadores al seguro de paro rotativo, y eso también juega en el mercado. Grupo Marfrig cerró sus plantas de Tacuarembó y San José, y también el Pul de Minerva. Eso le quita presión al mercado.

“Si miramos la composición de la faena, salvo las ventanas de la cuota 481, el resto del año predomina la vaca, y eso se ve día a día en el mercado. La falta de novillos es pronunciada en esta época del año”, comentó Arrospide.

Ovinos

La faena de ovinos es prácticamente simbólica, de algo más de 3.000 cabezas. “Estamos en época de esquila, y hasta fines de mes seguramente seguirán una oferta baja”, explicó.

Los precios evolucionan con tendencia al alza, firmes, con los corderos livianos, pesados y borregos a U$S 3,60, los capones a U$S 3,35 y las ovejas a U$S 3,33 por kilo a la carne.

Deja un comentario